sexualidad y embarazo Sexualidad y embarazo embarazo 1 300x300

Durante el embarazo, casi todas las estructuras corporales sufren una modificación en mayor o menor medida, tanto anatómica como funcionalmente. Dichos cambios inician muy temprano, aunque se hagan más evidentes con el paso de las semanas.
A continuación, describiremos algunas de ellas.

Columna Vertebral:  se produce un incremento de la curvatura lumbar, que ocasionalmente puede generar dolor.

Peso: En promedio se ganan 11 kg durante la gestación (20% del peso habitual), aunque la ganancia debe ir acorde al peso previo a la concepción.

Piel: se pueden generar manchas en la cara, hipercoloración de pezones y línea entre el ombligo y el pubis y formación de estrías.

Metabolismo: puede generarse hipoglicemia al inicio del embarazo y aumento de la glucosa en sangre conforme avanza la gestación. Los minerales como el hierro y el calcio son necesarios como suplemento dado que sus requerimientos aumentan. Sangre: se aumenta el volumen de sangre, pero sobre todo de agua, por lo que es frecuente presentar anemia leve.

Cardiocirculatorio: Existe un aumento de la frecuencia cardiaca y disminución de la presión arterial.

Respiratorio: Puede presentarse cierta sensación de dificultad para respirar pero ésta debe ser leve y no limitar las actividades.

Urinario: Aumento de la frecuencia urinaria.

Sistema digestivo: Inicialmente nauseas con o sin vómitos. Luego puede presentarse ardor en la boca del estómago.

Anatómicas: aumento del volumen de las glándulas mamarias, aumento del volumen del abdomen.

sexualidad y embarazo Sexualidad y embarazo embarazo 2 300x300

Durante la gestación suelen documentarse modificaciones en la actividad sexual. Frecuentemente se encuentran entre otros, disminución del deseo, disminución de la frecuencia de encuentros y modificaciones en las posiciones sexuales.
Existen diversos cambios en este periodo que pueden afectar el comportamiento sexual de las mujeres. Los primeros de ellos son los cambios a nivel biológico, dentro de los que se encuentra la fatiga, el agotamiento, los cambios a nivel físico, náuseas y/o vomito y dolor pélvico o de espalda. Los segundos tienen que ver con la parte psicológica, por ejemplo, síntomas depresivos, negativismo y ambivalencia del embarazo, ansiedad por el parto y la maternidad, cambios en la relación de pareja, disminución de autoestima, preocupación por la imagen corporal y culpabilidad sobre la actividad sexual. Están también los factores interpersonales como disminución o aumento del interés sexual (que puede está mediado a nivel hormonal), embarazo no deseado, falta de satisfacción en la relación de pareja y actitudes cambiantes hacia el mismo. Por último, existen algunos temores e inquietudes que pueden rodear la gestación como miedo a hacerle daño al feto, dolor, parto antes de termino, aborto espontáneo, hemorragia y ruptura de las membranas.

No le tengas miedo al erotismo durante el embarazo, sin duda cualquier expresión erotica será muy positiva para ayudarte a vivir en pleno esta linda etapa. Puede mejorar o mantener estable tu estado de ánimo, fortalecer tu autoestima y relación sentimental.
Hay múltiples formas de tener encuentros erótico sola o en pareja. 🤰🏻👫👭
Si deseas tener actividad sexual dejate llevar por el deseo y trata de adaptarte a los cambios que se van dando en tu cuerpo con el paso de las semanas. Busca las posiciones que más se acomoden a tus gustos y tu edad gestacional, fortalece tu repertorio erótico y busca orientación en caso de que tengas dudas.
No olvides que existe contraindicación en algunas condiciones médicas específicas por lo que es necesario que tengas los chequeos médicos al día. 

sexualidad y embarazo Sexualidad y embarazo Embarazo 3 300x300

¿ 🇵 ​🇷 🇪 🇵 🇦 ​🇷 🇦 🇩 🇦 ?

El parto es un momento muy importante para la mujer embaraza y puede generar mucha confusión y ansiedad. Es por ello que la preparación es importante. Entre más información se tenga, más fácilmente se podrán afrontar las situaciones particulares.
Puedes asistir a un curso de preparación o buscar buenos cursos a través de la red.
Te recomendamos consultar al hospital cuando tengas entre 3 a 5 contracciones en 10 minutos (cuenta en casa la frecuencia y duración), si presentas sangrado vaginal, salida abundante de líquido por la vagina u otro síntoma que consideres importante.
El trabajo de parto puede avanzar rápido o puede tardar varias horas, por eso es importante conservar la calma y practicar ejercicios de respiración y relajación.
El dolor durante este proceso puede variar de persona a persona y existen intervenciones médicas que pueden ayudar a disminuirlo. La mas conocida es la analgesia epidural. Infórmate sobre sus riesgos y beneficios antes de ir al hospital para que tomes una decisión informada y autónoma.
Ten lista tu maleta con tiempo, es difícil saber el momento exacto en que se iniciará el trabajo de parto. No olvides la ropa del bebé, pijama, pantuflas, implementos de aseo para los dos, pañales y cobija.

 

 

Daniela González, Médica, Residente de ginecología y obstetricia. 
Universidad de Caldas. @da.gogo

www.sugo.com.co
💻
https://www.facebook.com/sugoespecialistas/ 📸@sugoespecialistasmedicos
📱 3053402970

Descripción general

Ver sangre en la orina puede ser alarmante. Si bien, en muchos casos, la causa es inofensiva, la sangre en la orina (hematuria) puede indicar un trastorno grave.

La sangre que puedes ver se llama «hematuria macroscópica». La sangre en la orina que puede verse con un microscopio (hematuria microscópica) se detecta cuando el médico analiza la orina. En ambos casos, es importante determinar la causa del sangrado.

El tratamiento depende de la causa.

Síntomas

La hematuria macroscópica produce orina de color rosa, rojo o amarronado, que se debe a la presencia de glóbulos rojos. Se necesita muy poca sangre para que la orina se torne roja, y el sangrado no suele ser doloroso. Sin embargo, expulsar coágulos sanguíneos en la orina puede ser doloroso.

Por lo general, la orina con sangre no está acompañada por ningún otro signo ni síntoma.

Cuándo consultar al médico

Pide una consulta para ver al médico de inmediato si notas que hay sangre en la orina.

Algunos medicamentos, como el laxante Ex-lax, y algunos alimentos, como la remolacha, el ruibarbo y las bayas, pueden hacer que la orina se tiña de color rojo. Si la orina se tiñe por medicamentos, alimentos o ejercicio, el color podría desaparecer en unos días.

La orina con sangre tiene un aspecto distinto, pero es posible que no puedas diferenciarlas. Lo mejor es ver al médico siempre que notes que la orina tiene un color rojizo.

Causas

  • Infecciones de las vías urinarias. Se producen cuando ingresan bacterias en el cuerpo a través de la uretra y se multiplican en la vejiga. Algunos de los síntomas son: necesidad constante de orinar, dolor y ardor al orinar, y orina con olor muy intenso.

    En algunos casos, especialmente en los adultos mayores, el único signo de la enfermedad puede ser la sangre microscópica en la orina.

  • Infecciones renales (pielonefritis). Pueden presentarse cuando ingresan bacterias en los riñones desde el torrente sanguíneo o a través de los uréteres de los riñones. Los signos y síntomas suelen ser similares a los de las infecciones de vejiga, aunque es más probable que las infecciones de riñón causen fiebre y dolor en el costado.
  • Cálculo en la vejiga o en el riñón. A veces, los minerales presentes en la orina concentrada forman cristales en las paredes de los riñones o de la vejiga. Con el tiempo, los cristales se pueden transformar en piedras pequeñas y duras, que se llaman «cálculos».

    Por lo general, estos cálculos no causan dolor, de modo que probablemente no notes su presencia hasta que produzcan un bloqueo o pasen por las vías urinarias. Es entonces cuando los síntomas se vuelven inconfundibles: los cálculos en los riñones, en particular, causan un dolor insoportable. Los cálculos en los riñones o en la vejiga también pueden provocar sangrado visible o microscópico.

  • Agrandamiento de la próstata. La glándula prostática, que se encuentra debajo de la vejiga y rodea la parte superior de la uretra, suele agrandarse a medida que los hombres se acercan a la mediana edad. Entonces, comprime la uretra, por lo cual se bloquea parcialmente el flujo de orina. Algunos de los signos y síntomas del agrandamiento de la próstata (hiperplasia prostática benigna o HPB) son dificultad para orinar, necesidad urgente o constante de orinar y sangre visible o microscópica en la orina. La infección de próstata (prostatitis) puede provocar los mismos signos y síntomas.
  • Enfermedad renal. El sangrado urinario microscópico es un síntoma frecuente de la glomerulonefritis, una inflamación del sistema de filtración de los riñones. La glomerulonefritis puede ser parte de una enfermedad generalizada, como la diabetes, o puede presentarse por sí misma. Las infecciones virales o estreptocócicas, las enfermedades de los vasos sanguíneos (vasculitis) y los problemas inmunológicos, como la nefropatía por inmunoglobulina A, que afecta los pequeños capilares que filtran la sangre en los riñones (glomérulos), pueden desencadenar la glomerulonefritis.
  • Cáncer. El sangrado visible en la orina puede ser un signo de cáncer avanzado de riñón, vejiga o próstata. Por desgracia, es posible que estos tipos de cáncer no presenten signos ni síntomas en los primeros estadios, cuando se pueden tratar con más eficacia.
  • Trastornos hereditarios. La anemia de células falciformes, un defecto hereditario en la hemoglobina de los glóbulos rojos, provoca sangre en la orina, en forma de hematuria visible y microscópica. Otra posible causa es el síndrome de Alport, que afecta las membranas de filtración en los glomérulos de los riñones.
  • Lesión renal. Un golpe u otra lesión en los riñones por un accidente o por practicar un deporte de contacto puede provocar sangre visible en la orina.
  • Medicamentos. La ciclofosfamida, un medicamento que se usa contra el cáncer, y la penicilina pueden provocar sangrado urinario. A veces, el sangrado urinario aparece si tomas un anticoagulante, como aspirina o heparina, y a la vez tienes una afección que causa que sangre la vejiga.
  • Ejercicios extenuantes. En raras ocasiones, hacer ejercicios extenuantes provoca hematuria macroscópica, cuya causa se desconoce. Esto puede relacionarse con un traumatismo en la vejiga, la deshidratación o la descomposición de glóbulos rojos, que pueden deberse al ejercicio aeróbico continuo.

    Por lo general, las personas que corren son las más afectadas, aunque cualquiera puede sufrir sangrado urinario visible después de un entrenamiento intenso. Si ves sangre en la orina después de hacer ejercicio, no des por sentado que ese es el motivo. Consulta con el médico.

Con frecuencia, no es posible identificar la causa de la hematuria.

Factores de riesgo

Casi todas las personas, incluso los niños y adolescentes, pueden tener glóbulos rojos en la orina. Los factores que lo hacen más probable comprenden:

  • Edad. Muchos hombres mayores de 50 años tienen hematuria ocasional debido a un agrandamiento de la glándula prostática.
  • Una infección reciente. La inflamación renal tras una infección viral o bacteriana (glomerulonefritis posinfecciosa) es una de las principales causas de la sangre urinaria visible en los niños.
  • Antecedentes familiares. Es posible que seas más propenso al sangrado urinario si tienes antecedentes familiares de enfermedad renal o cálculos renales.
  • Ciertos medicamentos. Se sabe que la aspirina, los analgésicos antiinflamatorios no esteroides y los antibióticos como la penicilina aumentan el riesgo de sangrado urinario.
  • Ejercicios extenuantes. Los corredores de larga distancia son especialmente propensos al sangrado urinario inducido por el ejercicio. De hecho, la enfermedad se conoce a veces como «hematuria del corredor». Pero cualquiera que trabaje de forma extenuante puede contraer los síntomas.

 

 Solicite su cita con nuestros especialistas acá 

 

Fuente: https://www.mayoclinic.org/es-es/diseases-conditions/blood-in-urine/symptoms-causes/syc-20353432